Miami-Dade levanta el toque de queda: los comercios podrán permanecer abiertos más allá de la medianoche.

A partir del próximo 12 de abril ya no habrá más toque de queda a la medianoche en el condado de Miami-Dade. Hasta ahora, el condado había impuesto (sobre el total de su región que incluye 34 municipalidades, incluida la ciudad de Miami) un toque de queda entre las 12 de la noche y las 6 de la mañana, en el que se permitía el tránsito de personas, pero ningún local comercial -a excepción de los esenciales, como farmacias o centros médicos- podía permanecer abierto.

En rueda de prensa, la alcaldesa Daniella Levine Cava, aseguró que habiendo considerado toda la información disponible acerca del virus, su administración llegó a la conclusión de que era el momento de implementar nuevas recomendaciones para la prevención del contagio del COVID, que no incluyen un toque de queda. Semanas atrás Levine Cava había anunciado que levantaría la medida cuando el índice de contagio en el condado estuviera por debajo del 5 por ciento. Si bien no se ha llegado a ese punto, la medida ya fue anunciada.

“Hemos desarrollado una nueva guía de consejos, basado en la situación actual del COVID 19, la disponibilidad de vacunas y la campaña agresiva contra el virus que estamos llevando adelante. Hemos considerado todos los datos, incluido el promedio de 14 días de contagios, la cifra de hospitalizaciones y fallecimientos. Todos los índices han disminuido desde que comenzamos con el proceso de vacunación”, decía Levine Cava desde el edificio de la municipalidad condal.

Con la nueva guía anunciada hoy, se reemplaza definitivamente el protocolo de la nueva normalidad de COVID impuesto el año pasado por el predecesor de Levine Cava, Carlos Gimenez.

Con el anuncio del fin del toque de queda a la medianoche, el principal condado de la Florida pone fin a más de un año de restricciones a consecuencia de la pandemia del COVID 19 (EFE)Con el anuncio del fin del toque de queda a la medianoche, el principal condado de la Florida pone fin a más de un año de restricciones a consecuencia de la pandemia del COVID 19 (EFE)

Las nuevas recomendaciones indican la necesidad de usar máscaras tapa bocas, mantener la distancia social, usar alcohol en gel o lavarse frecuentemente las manos y aislarse si se presenta algún síntoma de COVID. Pero todas son recomendaciones, y no normas obligatorias que conlleven multas si no se cumplen.

La comunidad de comerciantes ha puesto mucha presión sobre la alcaldía para que se le ponga fin al toque de queda, que consideraban innecesario y dañino para la economía. Otros líderes locales concordaban con los comerciantes.

“Aplaudo la decisión de la alcaldesa Levine Cava. Durante meses pedí que se levante el toque de queda que me parecía innecesario. Si en un sitio no se cumple la distancia social, o el uso de máscaras, el peligro es a toda hora, no solo después de la medianoche. De igual modo, si se respetan las reglas de seguridad, nada indica que tenemos que perjudicar a nuestros comerciantes obligándolos a cerrar”, decía el alcalde de la ciudad de Miami, Francis Suarez.

El nivel de contagio de COVID 19 en Miami-Dade es del 6,4 por ciento, según la última medición publicada el fin de semana. De todas maneras, el jefe médico del condado, el Dr. Peter Paige, anunció que no sería raro ver un incremento en el porcentaje, tras las vacaciones de primavera que fueron especialmente convulsionadas en Miami Beach. El aumento, se espera, se de en la población de entre 18 y 24 años, que ha sido la que más contagios ha presentado en las últimas semanas.

Al menos 355 mil residentes de Miami-Dade han recibido una de las dosis de la vacuna contra el COVID 19 en el condado, y 458 mil ya tienen una inmunización completa.

Share:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas