Hablan los familiares de los mineros atrapados en Neira, Colombia.

COLOMBIA. A esta hora sigue la búsqueda de los 11 trabajadores atrapados, desde el pasado 26 de marzo, en una mina de oro en la vereda de El Bosque, en el municipio de Neira (Caldas), en el eje cafetero de Colombia. No obstante, para las familias de los atrapados, “tendría que ser un milagro que estén con vida”.

Así se lo confesó Wilson Escarpeta, primo del minero Sandro Escarpeta, a Noticias Caracol este sábado 27 de marzo. “Estamos destrozados, estamos jodidos; la esperanza es poder darles por lo menos santa sepultura”, dijo.

También demostró su angustia Sandra García, esposa de otra de las víctimas del accidente, quien le contó a ese mismo informativo que “nosotros sabemos que es riesgoso, pero no hay más en qué buscarnos el sustento por acá, no hay más trabajo sino las minas y ellos arriesgan la vida buscando un sustento para todos los días para la familia”.

Según le explicó Santiago Valencia, uno de los mineros de la zona, al Noticiero, el accidente no tendría que ver con un deslizamiento como se pensó en un principio, sino con una inundación causada por el río Cauca, que se ubica a pocos metros del lugar de explotación.

“Escuchamos el alboroto de la plumera, ‘que el río, mucha agua, mucha agua’. Corrí a mirar los huecos, todos llenos de agua”, explicó el trabajador, agregando que de inmediato buscó las motobombas para evacuar la inundación. No obstante, esta fue más rápida para llenar el socavón dadas las fuertes lluvias de los últimos días y que aportaron al crecimiento del Cauca.

Actualmente, los encargados de las labores de rescate continúan esperando la llegada de más equipos para agilizar el salvamento. De acuerdo con Marco Castaño, comandante de los bomberos de Neira, son necesarios unos transformadores para poder impulsar las motobombas de alto caudal, de 6, 8 y 10 pulgadas, para sacar el agua.

Para ello, se está tramitando con el Gobierno nacional una solicitud de uso de un helicóptero de la Fuerza Aérea Colombiana. Este será usado para transportar motobombas más potentes hasta el lugar del accidente, desde la otra orilla del río Cauca.

“Necesitamos que les metan más motores para que los saquen. Dijeron que iban a traer también maquinas para buscar donde estaba el roto, para tapar. Esta es la hora que no”, comentó al respecto Daniela Moreno, quien también es familiar de uno de los mineros atrapados.

Tras el derrumbe que colapsó la estructura de un yacimiento de oro ubicado en Caldas en horas de la tarde del viernes, en el sitio trabajan 25 bomberos de Neira, Riosucio, Quinchía y 23 socorristas de la Agencia Minera, al igual que un paramédico y siete integrantes de la Defensa Civil, además de efectivos de la Policía y el Ejército.

Gracias a esas labores, el secretario de Gobierno Departamental pudo reportar los nombres de ocho de los mineros que permanecen atrapados.

Según esta última información, tres mineros pertenecerían a la misma familia, se trata de Edwin Tabarquino, Milton Alexis Tabarquino y Diego Felipe Tabarquino. Por otro lado están otros cinco mineros identificados como Jhon Edwin Gómez Tapura, Juan Bautista Bañol, Sandro Escarpeta, Samuel Tapasco y Sebastián Trejos.

Las autoridades avanzan en la identificación de los tres mineros restantes que completarían a las 11 víctimas de la tragedia, con quienes no se ha podido establecer comunicación y que esperan rescatar con vida. Además, confirmaron que están esperando que el caudal del río Cauca disminuya, puesto que en horas de la noche aumentó un milímetro.

Por otro lado, Castaño señaló en su informe que “los miembros de la zona manifestaron que estaban trabajando en el By- Pass o cruzada, al parecer pasaron con la guía del PN2 (pozo norte 2) y se inundaron los otros cúbicos aledañas, dejando once trabajadores desaparecidos”.

El secretario de Gobierno de ese departamento también indicó que han tenido una comunicación complicada con los organismos de emergencia y las autoridades que están en el sitio de la emergencia.

“Allí hay unas deficiencias en la comunicación. El lugar no es de fácil acceso para poder llegar al sitio especifico en el que ocurrieron los hechos: hay que transportarse no solamente en vehículo en una carretera compleja, sino que después hay que tomar una especie de moto sobre unos rieles que llevan al sitio específico donde ocurrieron los hechos”, explicó el funcionario en Radio Nacional de Colombia.

No obstante, las labores para encontrar a los mineros continúan y se estableció un Puesto de Mando Unificado (PMU) con el que se coordinan las acciones de los rescatistas y las autoridades.

“Estamos llegando al sitio para coordinar todas las acciones con el propósito de vincular a los organismos de socorro y también a los organismos de seguridad: Policía y Ejército, que generen una acción estratégica para encontrar a las personas desaparecidas en esta mina. Toda la capacidad institucional instalada a través de un puesto de mando unificado de cuál es la ruta para poder encontrar a estas personas, que es nuestro querer”, agregó Castaño.

Share:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas