Demanda de un antidepresivo que EEUU.

Redacción

Primero faltaron el papel higiénico y el alcohol en gel: ante la posibilidad de quedar en cuarentenapor elCOVID-19, la gente compró cantidades enormes y se quebró la cadena de suministro. Luego faltó el acetaminofeno (la versión del paracetamol en los Estados Unidos), cuando se publicaron estudios que desaconsejaban el uso de ibuprofeno para bajar la fiebre causada por el coronavirus. Más tarde la entrega de bebidas alcohólicas a domicilio sufrió un incremento sin precedentes en la demanda. Y ahora la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) acaba de poner en su lista de drogas que escasean a uno de los antidepresivos más populares del país, la sertralina, cuya marca original es Zoloft.

Las recetas de sertralina treparon un 12% en marzo de 2020 comparado con el mismo mes de 2019: llegaron a 4,9 millones de prescripciones, y bajaron a 4,5 en abril, según Bloomberg. Eso también se correspondió con un incremento en la demanda de servicios de salud mental, en particular via telemedicina, debido a los cuadros de ansiedad, angustia y depresión que causa el aislamiento por la pandemia.

Share:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas