Comisión Hípica asumen gran reto ante grave crisis del hipismo en RD.

SANTO DOMINGO.- El presidente Luis Abinader designó el pasado viernes a los nuevos integrantes de la Comisión Hípica Nacional (CHN), en medio de una de las crisis más profundas del hipismo dominicano desde la inauguración del hipódromo Quinto Centenario.

Frank Paonessa, Radhamés Senra y Luis Román, presidente, vicepresidente y miembro de la CHN, respectivamente, asumen sus nuevas responsabilidades en ese orden jerárquico en una situación caracterizada por las precariedades, deudas, denuncias de diverso tipo y la necesidad de renovación de una fanaticada hípica que se ha puesto vieja y agoniza por la falta de gestiones para su crecimiento de las anteriores autoridades.

Aunque las competencias se reanudaron en el Quinto Centenario el pasado 14 de agosto, apenas dos días antes de asumir el actual gobierno, en el ambiente hípico persiste una situación anómala.

Las deudas con algunos de sus principales suplidores, incluidos servicios que permiten la transmisión de las carreras y el pago de los premios a los ganadores a los niveles existentes antes del inicio de la pandemia del nuevo coronavirus, son solo algunos de los males que afectan al hipismo dominicano.

A eso hay que sumarle el cuestionamiento que se hace sobre el destino de los fondos, ascendentes a varios millones de pesos, descontados a los empleados por concepto de la Seguridad Social, pero que nunca llegaron a su destino y una demanda por RD$54 millones interpuesta por la Asociación de Agentes Hípicos en cobro del porcentaje que le corresponde del llamado diferencial (simulcasting), que pese a estar consignado en una resolución de la propia CHN nunca ha sido pagado.

La crisis económica en el Quinto Centenario llega al extremo que no han sido pagados aún los pooles ganadores de la última cartelera celebrada antes del cierre del parque de carreras de caballos por la pandemia.

En otro aspecto, ha surgido una nueva asociación de dueños de caballos de carreras, en adición a la Federación de Dueños de Caballos, por discrepancias entre los miembros de ambas entidades.

Como es fácil concluir, el reto que enfrentan los nuevos incumbentes de la CHN es formidable y luce que, sin un sólido apoyo económico del gobierno central, aunque Paonessa y Senra, presidente y vicepresidente de la CHN, son profundos y veteranos conocedores de todos los intríngulis de la hípica.

Ambos han estado profundamente ligados a la actividad desde distintos roles.

Paonessa es un veterano entrenador y exdueño de caballos, además de que ha compartido responsabilidades con Senra en la transmisión por radio y televisión de las carreras de caballos. Son dos figuras archiconocidas en el mundo hípico.

Hay otro asunto por definir, al que no alude el decreto 411-20 que nombró a las nuevas autoridades hípicas, que es si la Comisión Hípica Nacional solo actuará como el organismo rector de la hípica, con funciones meramente como ente regulador y supervisor, y las responsabilidades administrativas recaerán sobre la nueva administradora, nombrada en la misma decisión presidencial, o por el contrario también tendrá a su cargo el manejo de los ingresos del parque de carreras, modalidad impuesta por el expresidente Danilo Medina cuando designó a las anteriores autoridades hípicas.

Share:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp

Entradas relacionadas